[Cáncer]

Prevención, tratamiento y cura

Nuestro compromiso

Relación entre la dieta y el riesgo a padecer cáncer

Los expertos creen que más de la mitad de los cánceres en humanos se pueden prevenir. Se cree que la dieta, al igual que el consumo de tabaco, las infecciones y los químicos u hormonas son los mayores factores de riesgo que se pueden cambiar para prevenir el cáncer. Las personas que tienen una dieta inadecuada, que no tienen suficiente actividad física o que están excedidas de peso pueden tener un mayor riesgo de padecer varios tipos de cáncer.

 

Por ejemplo, estudios sugieren que las personas que comen una dieta rica en grasas tienen mayor riesgo de padecer cáncer de colon, de útero y de próstata. La falta de actividad física y el exceso de peso son factores de riesgo para padecer cáncer de seno, colon, esófago, riñón y útero.

 

LA DIETA Y EL CÁNCER DE MAMA

 

Una dieta rica en grasa puede favorecer el cáncer de mama al hacer que el cuerpo segregue más cantidad de ciertas hormonas.

 

LA DIETA Y EL CÁNCER DE PRÓSTATA

 

Debido a que el cáncer de próstata parece ser más común con un estilo de vida occidental, la dieta se ha estudiado minuciosamente como un riesgo; sin embargo, los resultados no han llevado a una respuesta tajante:

 

• Grasas. Algunos estudios han vinculado el cáncer de próstata a una dieta rica en grasa, incluyendo especialmente las carnes rojas y los productos lácteos ricos en grasa.

• Verduras y frutas. Una dieta rica en verduras, frutas y legumbres parece proteger contra el cáncer de próstata, lo cual puede deberse a que estos alimentos son bajos en grasa. No se ha demostrado que alguna fruta o verdura disminuya el riesgo. Se ha investigado el licopeno que se encuentra en los tomates, pero la evidencia de que protege contra el cáncer de próstata no se ha comprobado.

• Vitaminas y minerales. Los mayores estudios han encontrado que los suplementos de vitaminas y minerales (vitamina E, vitamina C, vitamina D y selenio) no previenen el cáncer de próstata.

• Calcio. Una ingesta alta de calcio ha estado vinculada a un aumento del riesgo para cáncer de próstata en algunos estudios.

 

LA DIETA Y EL CÁNCER COLORECTAL

 

• Una dieta rica en carnes rojas y procesadas aumenta el riesgo para el cáncer colorrectal. Las dietas ricas en frutas y verduras parecen reducir el riesgo.

• Algunos estudios mayores han encontrado que consumir muchos alimentos ricos en fibra protege contra el cáncer colorrectal, pero otros estudios muestran poco beneficio.

• Tampoco está claro si la falta de ciertas vitaminas, como el ácido fólico (un tipo de vitamina B), podría aumentar el riesgo de cáncer colorrectal. Estudios recientes han demostrado que tomar suplementos de ácido fólico no disminuye el riesgo de cáncer colorrectal y que los suplementos parecen aumentar el riesgo para los pólipos.

 

LA DIETA Y EL CÁNCER GÁSTRICO O ESOFÁGICO

 

Los países en los cuales las personas comen muchos alimentos curados, ahumados y curados con nitritos tienen una tasa alta de cáncer gastroesofágico. Los ejemplos de tales alimentos abarcan el tocino, el jamón, los perros calientes y el pescado curado con sal.

 

Recomendaciones

 

El mejor consejo es tener una alimentación bien balanceada y evitar concentrarse en un alimento para combatir el cáncer.

 

• Escoja alimentos y tamaños de las porciones que favorezcan un peso saludable.

• Escoja granos integrales en lugar de productos de granos refinados para aumentar la fibra en la alimentación (25 a 35 gramos de fibra por día).

• Coma 5 o más porciones de frutas y verduras cada día.

• Reduzca las carnes rojas y procesadas en su alimentación. Sólo coma alimentos salados, ahumados o curados en ocasiones.

• Reduzca el alcohol a un trago por día (las mujeres que están en alto riesgo de cáncer de mama deben contemplar la posibilidad de no beber nada de alcohol).

• Escoja cortes magros de carne de res, cordero y carne de cerdo, al igual que carne de aves de corral y pescado sin piel. Hornear, asar a la parrilla, asar a las brasas y cocer al vapor son los mejores métodos de cocción.

• Elija productos lácteos y leche desnatados o bajos en grasa al igual que aderezos con poco contenido de grasa.

Si aún tiene dudas, por favor póngase en contacto con nosotros a info@grupohope.org o en nuestro consultorio al 2522-1000 ext 6005

© 2014 by www.irenejimenez.com. Proudly made with Wix.com

Hospital Clínica Bíblica, Consultorio 3, 2do piso, Edificio Omega

Tel: +506-2522-1000 ext 6005 | info@grupohope.org | administracion@grupohope.org